Usted está aquí

 
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

Ácidos grasos

Los ácidos grasos se sintetizan a partir de la degradación de los lípidos de los alimentos por el sistema digestivo y son una fuente esencial de energía para el cuerpo. Existen más de 40 tipos diferentes de ácidos grasos y se clasifican en diferentes familias según su composición química. Distinguimos:

  • Los ácidos grasos saturados, por lo general sólidos a temperatura ambiente (mantequilla, queso, carnes, aceite de palma ...)
  • Los ácidos grasos insaturados, subdivididos en ácidos grasos monoinsaturados (oliva, canola y cacahuetes, nueces...) y ácidos grasos poliinsaturados (pescados grasos, aceites vegetales, huevos...).

Algunos lípidos contienen varios tipos de ácidos grasos. El aceite de colza, por ejemplo, incluye tanto ácidos grasos monoinsaturados como ácidos grasos poliinsaturados.

Para saber cuál de estos ácidos grasos se recomienda para preservar la juventud de tu piel, puedes leer nuestra sección sobre Nutrición y nuestros consejos para cuidar de tu piel según la alimentación.

ADN

ADN, son las siglas utilizadas para designar el ácido desoxirribonucleico, un componente esencial de los cromosomas que contiene la información hereditaria de cada persona .

Las células obtienen la información que necesitan para funcionar correctamente a partir del ADN. Esta cadena se interrumpe cuando se altera la estructura del ADN, por ejemplo, por los rayos ultravioleta del sol. Pueden ocurrir mutaciones, con consecuencias que van, en los casos más graves, desde la aceleración del envejecimiento cutáneo hasta el aumento del riesgo de padecer cáncer de piel.

Para obtener más información sobre la acción de sol en el ADN de las células cutáneas, puedes consultar nuestra sección sobre los efectos del sol en la piel. Si buscas consejo para evitar alteraciones de la piel por los rayos UV, puedes encontrar nuestros consejos para cuidar tu piel expuesta al sol.

Antioxidante

Un antioxidante es una sustancia capaz de neutralizar o reducir el daño causado por los radicales libres, moléculas tóxicas para el cuerpo que aceleran el envejecimiento cutáneo.

Están presentes de forma natural en el cuerpo y pueden ser proporcionados por los alimentos. Las vitaminas A, C y E están entre los antioxidantes que se encuentran a menudo en la composición de los tratamientos anti-edad. Para aprender más sobre los antioxidantes, puedes consultar la sección sobre el estrés oxidativo y los consejos para disfrutar de las propiedades anti-edad de los alimentos.

Colágeno

El colágeno es una proteína fibrosa que da fuerza a la piel. Es producida por los fibroblastos células que representan la porción más grande de tejido conectivo (enlace y soporte entre los diferentes tejidos y órganos).

En cosmética se utiliza el colágeno para restaurar el volumen en el rostro y así reducir los signos de envejecimiento cutáneo.

Cortisol

El cortisol es una hormona producida a partir del colesterol por las glándulas suprarrenales. Está implicada en el equilibrio de la glucosa en sangre y la liberación de azúcar a partir de las reservas corporales para satisfacer una demanda aumentada de energía, por ejemplo, durante una situación estresante.

El cortisol también tiene un impacto en la regulación del sueño, y, en consecuencia, en el proceso de regeneración celular. Está en su máximo entre las 6 y las 8 de la mañana, su secreción va disminuyendo hasta la noche.

Para saber más sobre el papel del cortisol en el envejecimiento cutáneo, puede consultar la sección sobre el estrés.

Dermis

La dermis es una de las tres capas de la piel situada entre la epidermis (la capa más externa de la piel) y la hipodermis (la capa más profunda de la piel). Protege las áreas subcutáneas y controla la pérdida de calor corporal . También proporciona nutrición a la epidermis.

Se compone de:

  • Fibroblastos, que producen las fibras y luego las destruyen progresivamente a medida que envejecen;
  • Colágeno, que da a la piel su fuerza y firmeza ;
  • Elastina, que le da su elasticidad;
  • Agua;
  • Proteínas;
  • Células y fibras de tejido conectivo (que enlazan los diferentes tejidos y órganos).

Para saber más sobre la piel y cómo funciona, puedes visitar la sección especial sobre la estructura de la piel.

Dermoabrasión

La dermoabrasión es una técnica de abrasión de las capas superficiales de la piel (epidermis y dermis), que borra cicatrices, arrugas, tatuajes (bajo anestesia local o general) con un cepillo metálico que gira rápidamente.

Para saber más sobre esta técnica, consulta la sección sobre la dermoabrasión.

El ácido hialurónico

El ácido hialurónico es una molécula que consiste en una combinación de azúcares. Se produce de forma natural en el cuerpo, particularmente en el tejido conectivo y en otros fluidos biológicos a los que proporciona viscosidad.

En la piel, el ácido hialurónico llena el espacio intercelular y contribuye a la hidratación y a la cohesión de los tejidos. Se utiliza en cosmética por sus propiedades hidratantes y como un tratamiento de relleno en medicina estética.

Para obtener más información, visita nuestra sección de información adicional sobre el ácido hialurónico y nuestra sección sobre las inyecciones de ácido hialurónico.

Elastina

La elastina es una proteína que se utiliza en la formación de tejidos y órganos. Las moléculas de elastina permiten que el tejido conectivo sea más fuerte y más elástico. Con el tiempo, el cuerpo produce menos elastina provocando que la piel se haga más fina y esto acelera la aparición de arrugas.

Los radicales libres producidos por los rayos UV, al atacar las células, contribuyen a la disminución de producción de elastina.

Para saber más sobre este tema, puedes leer la sección sobre el sol y el envejecimiento cutáneo, y los consejos para protegerte de los efectos nocivos del sol.

Epidermis

La epidermis es la capa superficial de la piel que protege la dermis y todo el cuerpo desde el exterior gracias a su impermeabilidad, resistencia y flexibilidad. Contiene queratina que nos protege de las agresiones físicas (viento, sol, humedad y sequedad...) y las agresiones químicas (como la contaminación) y células de Langerhans que preservan nuestra inmunidad.

La epidermis en sí se compone de varias capas donde podemos encontrar en particular melanocitos, las células responsables del bronceado. Está atravesada por canales de glándulas sudoríparas ( que se encargan de la transpiración ) y los folículos sebáceos, que contienen los pelos de la raíz y de donde se drena el sebo.

La capa superficial de la epidermis, muy rica en queratina, se llama el estrato córneo. Allí se eliminan las células muertas de la piel, a través de la descamación.

Para saber más sobre la piel y cómo funciona, visita la sección especial sobre la estructura de la piel..

Fibroblastos

Los fibroblastos son células con forma de cohetes o estrellas y proceden de las células cutáneas del tejido conectivo (células del tejido conectivo forman los tejidos de relleno y de soporte del cuerpo). Producen colágeno y elastina, dos sustancias que proporcionan fuerza y flexibilidad a la piel y tienen un papel importante en la reparación de las lesiones cutáneas.

Hipodermis  

La hipodermis es la capa más profunda de la piel que se compone principalmente de tejidos grasos.

La hipodermis es atravesada por vasos sanguíneos, contiene glándulas sudoríparas y las raíces de los pelos más largos.

Para saber más sobre la piel y cómo funciona, puedes leer la sección sobre la estructura de la piel.

Hormona 

Una hormona es una sustancia producida por una glándula endocrina que se libera en la sangre y actúa específicamente sobre un órgano o tejido con el fin de modificar su funcionamiento.

La hormona es un transmisor de mensajes químicos que estimula o inhibe el funcionamiento de su receptor.

Para averiguar qué hormonas provocan el envejecimiento cutáneo, consulta la sección sobre estrés y envejecimiento y sueño y envejecimiento.

La glicación

La glicación es la reacción química en el corazón de la dermis que se activa cuando hay una concentración demasiado alta de azúcar en la sangre: las moléculas de glucosa de la alimentación reaccionan con estructuras moleculares de proteínas y resultan en una alteración de la dermis.

Este fenómeno causa daño a las células, los tejidos y vasos sanguíneos- lo que provoca la aceleración del envejecimiento cutáneo.

Para saber cómo frenarlo, no dudes en consultar la sección que explica la relación entre la nutrición y el envejecimiento cutáneo.

Láser  

Aunque "láser" se utiliza como un sustantivo, es un acrónimo en inglés de amplificación de luz por emisión de radiación estimulada. Durante un tratamiento con láser, un dispositivo produce un haz estrecho de radiación de luz capaz de alterar la estructura de la piel sobre la que se proyecta. Por lo tanto, puede alterar un área muy específica, dejando intacto el tejido de alrededor. Se utiliza en dermatología estética para la depilación, el tratamiento de arrugas e imperfecciones de la piel.

Puedes leer más sobre esto visitando la sección dedicada a los tratamientos con láser en dermatología estética.

Melanina  

La melanina es un pigmento oscuro producido por células llamadas melanocitos.

Se encuentran en la piel, el pelo y las membranas del ojo. Su función es proteger la piel frente a la radiación ultravioleta del sol, que acelera el envejecimiento cutáneo y aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de piel.

La herencia y la estimulación hormonal de los melanocitos determinan la cantidad de melanina presente en un individuo.

Para obtener más información, consulta la sección sobre los efectos del sol sobre la producción de la melanina de la piel y manchas solares.

Melanocitos

Los melanocitos son células que se encuentran principalmente en la epidermis y la dermis. Su función es sintetizar la melanina, un pigmento que da color a la piel, el cabello y los ojos, y nos protege (parcialmente ) contra los efectos nocivos de los rayos ultravioleta. Este fenómeno se llama la melanogénesis.

Para saber más sobre los efectos de los melanocitos y la producción de melanina, visita la sección dedicada a las manchas solares.

Melatonina   

La melatonina es una hormona natural producida por la glándula pineal que ayuda a controlar los ritmos de las fases dormido / despierto. Se llama "hormona del sueño", ya que ésta hormona es la que nos ayuda a conciliar el sueño.

Su secreción aumenta poco después del anochecer. El nivel de melatonina está en su máximo nivel entre las 2 y 4 de la mañana y luego disminuye.

Para averiguar cómo puede ser considerada la melatonina una hormona anti-edad, no dudes en consultar la sección sobre el sueño y envejecimiento cutáneo.

Mesoterapia   

La mesoterapia es una técnica que consiste en inyectar en la piel sustancias o fármacos en pequeñas dosis. Esta forma de aplicación ayuda a fortalecer y prolongar la acción de estas sustancias.

Las inyecciones con una jeringa, por ejemplo, se utilizan en la dermatología estética.

Para más información sobre este tema, consulta la sección dedicada a la mesoterapia.

Microcirculación

El término microcirculación se refiere al flujo de sangre de los vasos de menos de 50 micras de diámetro. Organizada en una red de vasos sanguíneos independiente y extensa y que riegan más particularmente la piel, las membranas mucosas y los tejidos blandos (tejido adiposo, tejido conectivo, músculos).

La microcirculación es fundamental, ya que trae la sangre a las células, y por lo tanto los nutrientes y oxígeno necesarios para que las células puedan funcionar correctamente.

Es más activa durante la noche y permite la aceleración de la renovación celular. Eso quiere decir que la falta de sueño limita la renovación celular (INSERT LINK: 1.1.4.0) con un efecto visible inmediato: un tono de piel apagado.

Nutrientes

Los nutrientes son compuestos alimenticios que provienen de los alimentos y que son utilizados por el cuerpo para funcionar.

Se distinguen los nutrientes que proporcionan energía (proteínas, hidratos de carbono, lípidos y alcohol) de los que aseguran una función constructiva o de protección (minerales, vitaminas, agua, y también las proteínas).

Para saber más sobre el papel de los nutrientes en la salud y la juventud de la piel, echa un vistazo a la sección sobre la nutrición y sus efectos sobre la piel. Para encontrar todas nuestras recomendaciones, puedes leer la sección de consejos sobre nutrición anti-edad.

Omega 3

Los ácidos grasos poliinsaturados desempeñan un papel en la estructura del sistema nervioso, los ácidos omega-3 son esenciales porque el cuerpo no puede sintetizarlos. Así que es importante proporcionárselos a través de los alimentos. Los alimentos que contienen ácidos omega-3 son principalmente pescados grasos (atún, caballa, sardinas, arenques...), y también la colza, soja, semillas de lino y aceites de nuez.

Para obtener más información, visita la sección sobre la nutrición y sus efectos sobre la piel.

Omega 6

Un ácido graso poli-insaturado que tiene la función preventiva en los procesos inflamatorios. Al igual que Omega-3, los Omega-6 son esenciales porque el cuerpo no puede sintetizarlos solo: se encuentran en las frutas oleaginosas y aceites vegetales (colza, girasol, nueces, maíz, semilla de uva, borraja, onagra).

Para obtener más información, encuentra nuestro informe sobre la nutrición y sus efectos sobre la piel.

Peeling

El peeling es una técnica en la dermatología estética para regenerar la piel del rostro utilizando un proceso químico de destrucción de las capas superficiales de la piel.

Las sustancias utilizadas para lograr la exfoliación determinan el tipo de peeling, que puede ser superficial, medio o profundo. Este proceso ayuda a reducir el aspecto de las marcas de acné o reducir la aparición de signos de envejecimiento como las líneas de expresión.

Para obtener más información acerca de este tratamiento, consulta la sección sobre peelings.

Queratina 

La queratina es una proteína cuyas características principales son su resistencia y su flexibilidad. Producida por células llamadas queratinocitos, se encuentra en el pelo , las pestañas y las uñas, y también en la capa superficial de la epidermis, que protege contra las agresiones externas y le da lógicamente resistencia y flexibilidad.

Para más información, puedes consultar la sección sobre la estructura de la piel y manchas solares. De hecho, algunas manchas son a veces queratosis debido a la exposición excesiva al sol.

Radicales libres

Los radicales libres son moléculas químicamente inestables producidas por el cuerpo que son tóxicos para los seres vivos.

Los radicales libres provienen de las radiaciones que producen energía (como los rayos UV) y se sintetizan principalmente en las células durante las reacciones bioquímicas con oxígeno.

Para entender el proceso de la formación de radicales libres, puedes visitar la sección sobre el estrés oxidativo. La sección sobre cómo comprender el envejecimiento cutáneo también contiene muchas explicaciones sobre este fenómeno. Por último, encuentra nuestros consejos para luchar contra los radicales libres en la sección de coaching de belleza.

Retinol

También conocido como "vitamina A", el retinol es una vitamina soluble en la grasa que desempeña un papel importante en la visión (más particularmente en la visión nocturna). Contribuye al crecimiento del hueso, a regular el sistema inmunológico, a la reproducción, y también a la salud de la piel y de las membranas mucosas. Se sabe que la vitamina A también protege el metabolismo celular de la oxidación. Estos dos efectos explican por qué se utiliza en muchos productos cosméticos anti-edad.

Podemos encontrar la vitamina A en determinados productos alimenticios de origen animal (hígado, huevos, pescado azul, leche y productos lácteos desnatados), y también en frutas y verduras que contienen carotenoides, reconocibles por sus colores verde, amarillo o naranja.

Sebo

El sebo es una mezcla de sustancias grasas específicas de los seres humanos y es producido por las glándulas sebáceas. El sebo contiene lípidos, ácidos grasos mezclados con la piel y desechos de pelo, así como ceras (tales como cerumen). Mezclado con el sudor y los desechos de la piel, forma una película hidro-lipídica que recubre la epidermis, la capa más superficial de la piel, y la protege de las agresiones externas (bacterias, hongos, humedad, sequedad..) manteniéndola a la vez flexible.

Cuando el sebo se produce en exceso, la piel se dice "grasienta". Encuentra todos los consejos y explicaciones en la sección dedicada a la piel grasa.

Ultravioleta  

Los rayos ultravioleta o rayos UV son una radiación electromagnética invisible para el ojo humano y que provienen especialmente del sol.

Los rayos ultravioleta deben su nombre a su posición: justo después de la banda violeta del espectro visible de la luz.

Hay:

  • Ultravioleta A (UVA), de longitud de onda larga, responsable del bronceado y la síntesis de la vitamina D, y también del envejecimiento cutáneo y la formación de lesiones degenerativas de la piel.
  • Ultravioleta B (UVB), de longitud de onda media, que causa quemaduras solares durante la exposición al sol sin protección.

Vitamina D   

La vitamina D es una vitamina que necesitamos para absorber el calcio y fortalecer los huesos. También participa en otros fenómenos biológicos como la inmunidad.

El cuerpo sintetiza la vitamina D gracias a la radiación UV, mediante la transformación del colesterol. La vitamina D también puede ser proporcionada por los alimentos (productos vegetales y animales).