Usted está aquí

"Estos cambios son normales: con la edad, las células cutáneas envejecen y se renuevan menos rápido. Las células muertas se acumulan entonces en la superficie de la piel y hacen que pierda brillo y uniformidad. La epidermis se seca y cumple peor su papel protector, las toxinas se eliminan peor y el tono se apaga.
Sin embargo, todavía tienes la capacidad de restaurar la luminosidad de tu tono, mejorar la calidad de tu piel y luchar contra la aparición de manchas oscuras.
Para lograr esto, es importante adoptar un estilo de vida más saludable y utilizar cremas hidratantes enriquecidas con vitamina C y antioxidantes que son ingredientes activos anti-edad cuyos efectos sobre el tono se notan."

Dermatólogo